Ya no te hagas el que sos invisible,
Todos te ven en algún lugar
Eco de los gritos que se rompen,
Guardan recuerdos de tiempos de amar.

Siempre salís por las buenas noches,
Alguien te espera sin respirar.
Nadie te quiere, ya nadie se esconde.
Si no sos el diablo por ahí andas.

Uh, déjanos creer en libertad.
Uh, déjanos llegar mas allá.

Luces tan blancas revelan noches.
Que dejan ver lo que hay mas allá.
Nadie te quiere, ya nadie se esconde.
Todo ese odio te va a matar.